EL IMPACTO MEDIOAMBIENTAL DE COMPRESAS Y TAMPONES

¿Sabes cuánto tiempo tarda en descomponerse una compresa o un tampón? ¿Te has parado a pensar en la cantidad de residuos que generamos con el uso de productos desechables durante la menstruación?

La mitad de la población del planeta menstrúa. Según datos de la ONU aproximadamente somos 3.650 millones de mujeres frente a los 3.700 millones de hombres con los que compartimos el mundo. Si menstruamos una media de 40 años durante toda nuestra vida fértil y te paras a hacer cuentas, los números asustan.

Una montaña de residuos

Vamos por partes porque el tema tiene miga.  Una mujer tiene aproximadamente entre 500 y 520 ciclos menstruales y usamos unos 18 tampones o compresas en cada menstruación. Lo que supone cerca de 234 tampones o compresas al año. Saca la calculadora… entre 9.000 y 9.360 a lo largo de toda nuestra vida fértil que equivalen a 6 kilogramos de residuos al año por mujer. Los expertos calculan que podría suponer el 0,5 de la basura que generamos.

Esto depende de cada mujer porque nuestros relojes biológicos marcan las horas a un ritmo diferente y hay quien eleva estos datos a 16.000 compresas o tampones al año.

Menudo montón de residuos ¿verdad? Pues imagínate que a esto le añadimos sus envoltorios, cajas y aplicadores. 

Sólo en España se tiran más de 2.930 millones al año

Sólo en España hay más de 13 millones de mujeres que menstruamos, lo que se traduce en  234.000.000 (234 millones) de tampones y compresas que se desechan cada mes. O lo que es lo mismo: ¡al año se tiran más de 2.930.000.000 (2.930 millones)! Como escarpias, ¿verdad? Pues la cosa no acaba aquí porque en los próximos 50 años, se calcula que sólo en España se tirarán 146.500.000.000 (146.500 millones) de compresas y tampones. Espero que lo de los ceros ayude a remover conciencias.

¿En serio queremos seguir con este sin sentido? Imagina cuantos productos desechables se utilizarán en Europa y en todo el mundo si la elección para vivir nuestra menstruación es la cultura del usar y tirar. Cada año se desechan 45.000.000.000 (45 mil millones) de compresas y tampones en todo el mundo.

Más de 300 años en degradarse

Las compresas y tampones con sus envoltorios, sus aplicadores y sus tiras adherentes tardan más de 300 años en degradarse, así que imagina el gran impacto medioambiental que esto genera al planeta. Estamos hablando de un verdadero problema de residuos de higiene femenina.

Si a esto le sumamos el impacto medioambiental de su proceso de fabricación no es fácil imaginar cuántos árboles hay que talar para producir semejante cantidad de productos de higiene femenina con sus embalajes.

Componentes químicos

Hasta hace algunos años no conocíamos la composición de los tampones, pero finalmente los fabricantes de Tampax tuvieron que hacer públicos los componentes de sus tampones: algodón, rayón (una fibra artificial hecha a base de celulosa) y poliéster o polipropileno.

El algodón y el rayón con que están fabricados tampones y compresas son campos de proliferación bacteriana.

Las compresas y tampones utilizan productos sintéticos y químicos, agentes aglutinantes, plásticos, tensioactivos, resinas y fragancias, así como cloro y lejías en su blanqueado. 

Además en el blanqueado con cloro o lejías utilizado en el proceso de fabricación de muchos tampones y compresas se generan dioxinas, que contaminan el medio ambiente y se almacenan en nuestras células adiposas.

La copa menstrual, la alternativa

Desde pequeñas nos enseñan a usar compresas y tampones durante los días que tenemos la menstruación pero nadie nos enseñar a tener una menstruación más sostenible. Así que esto depende de cada una de nosotras. Ahora tú decides. Puedes usar compresas de día, de noche, con alas o sin ellas, tampones con aplicador o sin él o puedes vivir tu menstruación de una forma más consciente y saludable contigo misma y con el planeta.

Esto es precisamente lo que te permite la copa menstrual Naturcup. Una alternativa ecológica y saludable a los productos de higiene femenina desechables. Imagínate cuántos residuos le ahorras al planeta usando Naturcup. Ahorrarás aproximadamente 3.500 compresas y tampones durante la vida útil de tu copa menstrual que además, si la cuidas bien, puede durarte hasta diez años.

La fabricación de la copa menstrual Naturcup, al ser reutilizable, requiere menos consumo de materia prima. Está fabricada en suave silicona médica 100% hipoalergénica, cuya composición principal son silicio y arenisca, dos tipos de minerales muy abundantes en la naturaleza.

Cuando tengas que deshacerte de ella bastará con que la cortes en trocitos y la entierres en el campo, así se descompone más fácilmente y como no tiene componentes peligrosos no daña el medio ambiente.

EL IMPACTO MEDIOAMBIENTAL DE COMPRESAS Y TAMPONES
Valóranos
Este es un artículo incluido en Naturcup.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.