LA UNICA COPA DEL MERCADO CON GARANTÍA DE 6 MESES Y APLICACIÓN DE ACOMPAÑAMIENTO

SALUD MENSTRUAL Y SALUD MENTAL

Qué nos dice nuestra menstruación de nuestro estado emocional

Cuando hablamos de salud menstrual muchas veces nos centramos en los síntomas físicos que padecemos durante las diferentes fases del ciclo. Entendemos que es normal sufrir calambres abdominales en la etapa premenstrual, tener un exceso de flujo durante la ovulación o padecer de insomnio o de dolor lumbar.

Pero la salud menstrual no sólo nos habla de nuestro cuerpo, también de nuestra mente y nuestras emociones. Es normal sentirse más triste, irritable o ansiosa en algunos momentos del ciclo, pero cuando existen desajustes hormonales, éstos también afectan y de forma muy importante a nuestra salud mental.

Hoy queremos poner nuestro foco de atención en la relación que existe entre la salud menstrual y la salud mental. Conocer la conexión entre ambas, te ayudará a entender tus emociones y a buscar la manera de afrontarlas.

Sin salud mental y emocional no hay salud

Ni menstrual ni de ningún tipo. Uno de los motivos principales cuando un ciclo se vuelve irregular, es porque estamos pasando por un momento emocional difícil. Trastornos como la ansiedad o el estrés generan cambios físicos en nuestro cuerpo, que muchas veces no somos capaces de relacionar con nuestros sentimientos.

Cuando nos sentimos mal, tendemos a negar nuestras emociones. Pensamos que si hacemos como si no existieran, desaparecerán solas y podremos continuar con nuestras vidas. Pero es justo lo contrario. Si niegas un síntoma porque te causa malestar, sólo conseguirás que se haga más fuerte y que aparezcan más. Ponerle nombre a lo que te sucede, identificar esa emoción y aceptarla es el primer paso para combatirla. De esta manera, podrás conocer qué la origina y trabajar desde la raíz del problema.

Es posible que te hayas dado cuenta de que las reglas más dolorosas las sufres cuando tu estado anímico está por los suelos. Por tanto, para tener salud menstrual es imprescindible que cuides tu salud emocional

 

Patologías de la salud menstrual que pueden afectar a la salud mental

Cuando sufres un trastorno hormonal, emociones como la tristeza, la apatía, los cambios de humor o la depresión son muy comunes. En este caso, están producidos por cambios químicos en nuestro cuerpo. El desajuste hormonal altera, por ejemplo, la síntesis de serotonina, un neurotransmisor que si no está en los niveles adecuados puede provocar depresión.

Es bueno que sepamos cómo nos podemos sentir si sufrimos alguno de estos trastornos. Las patologías más comunes relacionadas con la salud menstrual son:

  • Trastorno disfórico premenstrual: Se trata de un síndrome premenstrual, pero con síntomas mucho más pronunciados. Algunas mujeres se ven incapacitadas para realizar sus actividades cotidianas, y eso les puede ocasionar tristeza, desesperanza y aislamiento al ver disminuida su calidad de vida. 
  • SOP (Síndrome del ovario poliquístico): A nivel físico este síndrome puede provocar obesidad, acné o hirsutismo (crecimiento excesivo de vello). Y esto puede conllevar una menor autoestima, aislamiento y falta de interés en actividades placenteras.
  • Hipotiroidismo: Los niveles bajos de hormona tiroidea pueden interferir en la fertilidad y en el deseo sexual. La fatiga y el cansancio también son síntomas comunes que hacen que las mujeres que lo padecen tengan poca energía y motivación para las actividades diarias. Los cambios en la imagen (obesidad y alopecia) pueden afectar la autoestima.
  • Endometriosis: el dolor pélvico crónico también afecta a la calidad de vida y a las relaciones de pareja y aumenta la frustración y la desesperación.
  • Menopausia precoz: Es una etapa de cambios donde las mujeres tienen que lidiar con el fin de su vida fértil y con muchos síntomas físicos asociados, como los sofocos o el insomnio. Eso se traduce en una menor autoestima, sentimiento de inutilidad y depresión.

 

¿Qué puedes hacer para cuidar tu salud mental?

Estos consejos te ayudarán cuando sientas que tu salud emocional no es óptima:

    • Duerme lo suficiente. Para un adulto, se recomienda entre 7 y 9 horas diarias. Dormir es salud.
    • Realiza actividad física. El deporte te hace sentir más activa, alegre, relajada y mejora tu condición física y mental.
    • Come de forma equilibrada y saludable. Huye de las grasas saturadas, el alcohol y la cafeína. Y mantente hidratada.
  • Busca apoyo en las personas que te quieren. Habla con ellas y hazles partícipes de tus sentimientos. Si lo necesitas, acude a un terapeuta para que te ayude en el proceso.
  • Mantente activa tengas la edad que tengas. Cuando envejecemos, tendemos a movernos menos y no debería ser así. Busca actividades que te motiven y no descuides tu vida social.
  • Como ves, la salud menstrual y la salud mental están estrechamente conectadas. El cuerpo por sí solo no tiene la verdad absoluta ni la solución definitiva en lo que a salud se refiere. No dejemos que el tabú que existe todavía hoy sobre la salud mental, nos aleje de explicar nuestras emociones ni nos haga sentir culpables por lo que sentimos.

    Para colaborar en este propósito de tener una salud menstrual adecuada, en Naturcup elaboramos nuestras copas menstruales con silicona médica hipoalergénica, evitando así infecciones y reacciones adversas de nuestro cuerpo. Queremos que puedas vivir la menstruación de una forma consciente y cuidando tu bienestar.

    Laissez un commentaire